"No habrá un (bailout) rescate para la Tierra"

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

"No habrá un (bailout) rescate para la Tierra"

Mensaje  Dr. Doom el Vie Nov 26, 2010 11:07 pm

Traduje este artículo que encontré en "The Independent". A ver que les parece.
¿Para que se molestan los gobiernos del mundo? ¿Para qué van a Cancún la próxima semana para discutir que hacer ahora con respecto al calentamiento global? Ya pasó de moda. La novedad ya pasó. El calentamiento global es el apocalipsis del ayer. ¿Qué acaso no filtró alguien un email que mostraba que todo era inventado? ¿Qué acaso no neva a veces en invierno? ¿No engordó Al Gore, o algo?

Desafortunadamente, la biósfera no lee Vogue. A nadie se le ocurrió decirle que el calentamiento global es totalmente 2007. Todo lo que sabe son tres hechos: 2010 es globalmente el año más caluroso desde que comenzaron los registros. 2010 es el año en que las emisiones de los humanos de gases de invernadero alcanzaron su nivel más alto jamás registrado. Y exactamente como lo predijeron los científicos climáticos, estamos viendo un rápido aumento en eventos climatológicos catastróficos, desde ahogar a Moscú con incendios forestales sin precedentes hasta inundar un cuarto de Paquistan.
Antes de la Gran Caída del 2008, la gente que advertía sobre la inyección de enorme riesgo desestabilizador en nuestro sistema financiero parecían como obsesivos aburridos y arcaicos. Ahora todos nos sentamos en los escombros y deseamos haber escuchado. La gran quiebra ecológica será peor, porque la naturaleza no realiza rescates.

De eso es de lo que debería tratar Cancún -- estudiar la alarmante evidencia científica, y desarrollar un plan urgente para cambiar el rumbo. El Antártico -- el cuál guarda el 90 por ciento del hielo del mundo -- ahora ha visto ocho de sus placas de hielo colapsar completa o parcialmente. Los científicos climáticos más distinguidos del planeta, después de estos registros, dicen que enfrentaremos de tres a seis pies de aumento del nivel del mar este siglo. Eso significa hundir a Londres, Bangkok, Venecia, Cairo y Shangai, y países enteros como Bangladesh y las Maldivas.

Y ese es tan solo un efecto de la manera en que estamos alterando la composición química de la atmósfera. Tal vez la noticia más alarmante del año pasó prácticamente sin ser notada. El plancton son unas pequeñas criaturas que viven en los océanos y que llevan a cabo un trabajo del cuál tu y yo dependemos para mantenernos con vida. Ellos producen la mitad del oxígeno del planeta, y absorben el dióxido de carbono que calienta el planeta. Sin embargo este año, uno de los diarios científicos más distinguidos del mundo, Nature, reveló que 40 por ciento de ellos han muerto debido al calentamiento de los océanos desde 1950. El profesor Boris Worm, quien es co-autor del estudio, dijo conmocionado: "He estado tratando de pensar en un cambio biológico que sea más grande que este y no puedo pensar en ninguno." Este ha sido el resultado de menos de un grado de calentamiento. Ahora estamos en rumbo de al menos tres grados este siglo. ¿Qué sucederá?

El debate científico no es entre escépticos y aquellos que pueden probar que liberar cantidades masivas de gases de invernadero calentará al mundo. Cada academia científica importante del planeta, y toda la literatura, dice que el escepticismo sobre el calentamiento global es una pseudo-ciencia, a la par del Diseño Inteligente, homeopatía, o la aseveración de que el HIV no causa el SIDA. Un email de un científico entre decenas de miles no afecta eso. No, el debate es entre los científicos que dicen que el daño que estamos haciendo es un desastre, y los científicos que dicen que es una catástrofe.

Sin embargo los gobiernos del mundo están reuniéndose en Cancún sin ninguna inercia y muy poca presión de sus propios pueblos para detener el vandalismo ecológico. La conferencia de Copenhague el año pasado colapsó después de que la gente más poderosa del mundo lanzó por un limpio retrete Danés los consejos de sus mismos científicos. A estos líderes se les describe como que "no están haciendo nada sobre el calentamiento global" algunas veces. No hay duda que esa forma de palabras será reportada desde Cancún, también. Pero es falso. No están "sin hacer nada" - ellos están permitiendo que las emisiones de sus países de gases que destruyen el clima aumenten de forma masiva. Eso no es un fracaso al actuar. Es decidir actuar de una forma increíblemente destructiva.

El colapso de Copenhague no ha puesto a la gente en acción, los ha adormilado. El año pasado, estábamos hablando - en teoría. al menos - sobre un límite legalmente obligatorio que limite las emisiones de carbono del mundo, porque los científicos dicen que esta es la única cosa que puede preservar el clima que ha creado y sostenido a la civilización humana. ¿De que estamos hablando este año? ¿Qué hay sobre la mesa en Cancún, además de arena?

Casi nada. Hablarán sobre cómo ayudar a los pobres del mundo a "adaptarse" al hecho de que estamos secando mucha de su tierra e inundando el resto. Pero todo el mundo se está echando para atrás de uno de los pocos acuerdos concretos de Copenhague: dar a los países más afectados $100 mil millones de dólares a partir del 2020. En privado, dicen que no es el momento - que pueden volver por ello, supuestamente, cuando estén en balsas. Ah, y hablarán de preservar los bosques. Pero un reporte de Greenpeace ha revelado que el último gran trato para salvar los bosques tropicales - con Indonesia - fue un engaño. El país está de hecho planeando demoler la gran mayoría de sus bosques tropicales para plantar cultivos comerciales, y decir que ha sido "salvado".

Karl Rove - quien fue el jefe propagandista principal de George W. Bush - alardeaba este año: "El clima se ha ido." El quería decir con eso que está fuera de la agenda política, pero con el tiempo, esta declaración será más verdadera y más maldita de lo que el se da cuenta.

Es en este contexto que un nuevo, profundamente pesimista marco para entender la ecología de la Tierra - y nuestro lugar en ella - ha emergido. Muchos de nosotros conocemos, como idea general, la cálida y linda hipótesis de Gaia, esbozada en primer lugar por James Lovelock. Esta asegura que el planeta Tierra funciona, en efecto, como un solo organismo vivo llamado Gaia. Este regula su propia temperatura y química para crear un estado estable y confortable que puede sostener la vida. Así que los arrecifes de coral produjeron químicos que generan nubes las cuales luego los protegen de la radiación ultravioleta. Los bosques traspiran vapor de agua para generar su propia lluvia. Este proceso se expande hacia afuera. La vida protege la vida.

Ahora hay una teoría radicalmente diferente que está ganando seguidores, siniestramente llamada la hipótesis Medea. El profesor paleontólogo Peter Ward es un experto en las grandes extinciones que han sucedido en el pasado del planeta, y el cree que hay un hilo común entre ellas. Con la excepción del meteoro que golpeó hace 65 millones de años, cada extinción fue causada por criaturas vivientes volviéndose increíblemente exitosas - y luego destruyendo sus propios hábitats. Así qué, por ejemplo, hace 2.3 mil millones de años, las plantas se esparcieron increíblemente rápido, y al mismo tiempo inhalaban enormes cantidades de gases que atrapan calor de la atmósfera. Esto entonces causó una rápida caída de la temperatura que congeló el planeta y disparó una extinción en masa.

Ward cree que la naturaleza no es una madre que nutre como Gaia. No. Es Medea, la figura de la mitología griega quien asesinó a sus propios hijos. En esta teoría, la vida no se preserva a sí misma. Se destruye a si misma serialmente. Es una máquina que genera días del juicio final constantemente. Esta teoría es una postdata a la teoría de Darwin de la supervivencia del más apto. Existe la supervivencia del más apto hasta que el más apto destruye su propio hábitat, y no sobrevive.

Pero las plantas de hace 2.3 mil millones de años no eran lo suficientemente inteligentes para darse cuenta de lo que estaban haciendo. Nosotros lo somos. Podemos ver que si liberamos suficientes gases de invernadero dispararemos un cambio irreversible en el clima y haremos mucho más difícil nuestra supervivencia. Ward argumenta que no es inevitable que nos destruyamos a nosotros mismos - porque los seres humanos somos la primer y única especia que puede desarrollar conscientemente un acercamiento Gaiano. Justo como Richard Dawkins famosamente dijo que somos la primer especie que puede rebelarse ante el ritmo Medeano de la vida. Podemos escoger preservar el hábitat del que dependemos. Podemos escoger la vida.

En Cancún, la pregunta real será cuidadosamente ignorada por los delegados deseosos de preservar los grandes negocios tal y como están. ¿Queremos aumentar el calentamiento global con los sucios combustibles fósiles, o hacer el salto a un planeta limpio alimentado por el sol, el viento, y las olas? Ahora estamos tomando la elección equivocada. Pero podríamos cambiar el final de esta historia, si actuamos con decisión. Mucho tiempo después de que nuestras pequeñas historias sean olvidadas, esta elección que hagamos ahora será aún visible - en la composición de la atmósfera, el crecimiento de los mares, y el crujido de la gran placa de hielo del Antártico. ¿Queremos ser Gaia o Medea?
Link

_________________
Unless we change direction, we are likely to end up where we are headed
-Chinese Proverb

“The masses have never thirsted after truth. Whoever can supply them with illusions is easily their master; whoever attempts to destroy their illusions is always their victim”. Gustave Le Bon;”The Crowd”
avatar
Dr. Doom
Sol
Sol

Cantidad de envíos : 2192
Fecha de inscripción : 18/09/2008
Localización : México

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.